El realizador de cine iraní Bahman Ghobadi acaba de recibir un galardón en Cannes con su película “Nadie sabe nada de gatos persas“, donde cuenta las vicisitudes y problemas que tiene la gente interesada en el circuito musical underground de Teherán (existen cerca de 3.000 bandas de todos los estilos trabajando en difíciles condiciones en la ciudad).

Mucha represión y mucha censura pero también una enorme creatividad y mucha ilusión  que puede palparse en canciones como ésta  de Hichkas , uno de los más famosos raperos de Irán que , sin embargo , no ha recibido autorización para poder grabar su música en formato CD.

Y lo digo yo que no me suele gustar el hip-hop sobrecargado de esteroides….

Vía

Anuncios